Pájaros detrás de las paredes: Feria de Editoriales Independientes

nota

 

 

 

Hoy, en Villa Ballester se realiza un evento de suma importancia. La Biblioteca Popular Bernardino Rivadavia abre sus puertas a un encuentro de las editoriales y expresiones literarias del partido de San Martín. Lamentablemente con Chubasco aún no pudimos participar pero seguramente lo hagamos más adelante, y celebramos este encuentro del entramado literario y cultural barrial y sobre todo de su libertad artística.
Entre los libros a destacar se encuentra del escritor Emmanuel Lorenzo, “Pájaros detrás de las paredes”. Recomendamos su libro de cuentos, los invitamos a observarle y perderse en el, así también, como en el resto de toda la feria en lo que será una experiencia única.

Aquí una crítica de Martín Domínguez:

“Los personajes de los cuentos y novelas pueden hacer olvidar a su autor: en los traseúntes,  caminantes, o incluso en los ávidos lectores; no suele suceder, pero, cuando sucede,  los límites entre ficción y realidad impactan hasta confundirse, quimera de lo virtual y lo real.  “Pájaros detrás de las paredes” es uno de esos casos,  el alma del autor se bifurca y muta en los otros seres que quizás hubiese sido o no, y es en esa creación en la que se puede ser en eso que no es: la ficción literaria. No sólo los protagonistas sino también los personajes perversos, cínicos, los que aman, los que lloran, el mar, cada árbol, cada lugar, cada barrio, cada rinconcito, son, finalmente,  una impresión, una imaginación, sueño, o hálito del autor que se vuelve cuerpo, cuerpo de fantasía, cuerpo fantástico, cuerpo real, cuerpo de palabras, cuerpo a lo largo y ancho, cuerpo extensión de cuentos.
   Una vez encarnados en palabras, los personajes viven por sí solos y parecieran ellos hablar de un tal Emmanuel Lorenzo al que le cuentan historias. En toda esa maraña insondable, Lorenzo da cuenta de la problemática de la libertad, de la sociedad, de la marginalidad y de la exclusión de los que sonríen sin dientes y sueñan sin camas. Pareciese haber cierta inocencia romántica, (quijotesca diría alguno) en los cuentos, pero no es más que el juego límite que propone el escriba al y entre el filo de un cuchillo y un corte mortal: la vida y la muerte, el bien y el mal, Dios y el Diablo, la patria y la tierra, la literatura y la vida, el inhalar o el dejar de exhalar.
    No se trata de personajes  por un lado y sociedad por el otro, que discurran todos aquellos que quieran, sólo se necesita un libro que contemple y de cuenta con toda seriedad y sin fragmentar éste o aquel mundo, así, se contienen las realidad múltiples, porque cada mundo es un personaje y cada personaje es un mundo.
   Uno no sólo se olvida de Emmanuel Lorenzo, sino que lo vuelve a encontrar tras cada línea, sensación y palabra, en mil bocas y mil narraciones, en todo lo que habita como un camaleón de sí mismo.”

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s